Páginas vistas en total

viernes, 29 de abril de 2011

Renacimiento

El dia que me dejo por otra, algo se rompió dentro de mi alma, pero en vez de volverme loca, opte por sobreponerme, luchar y vivir, desde ese dia soy una persona nueva y es que no me daba cuenta de que el era veneno en mi sangre, me mataba poco a poco.
Mira que sabia que me había equivocado de hombre...
Las mentiras no traen nada bueno, y por tonta las disculpas, tampoco me miraba a los ojos...

martes, 26 de abril de 2011

TENÍA MIEDO DE LOS HOMBRES

  Me creía inferior al sexo masculino, pensaba que las mujeres habíamos nacido para conocer al principe azul, y no me importaba si este era gordo o flaco, feo o guapo, quería que me raptase y me llevase muy lejos, me hiciera suya a la fuerza, pero con dulzura, yo le prometia amor eterno.

  Mis primeras relaciones, ya con 16 años, fueron espantosas, no pasaba de unos besos, no podía llegar a nada más, primero por la edad y segundo, porque no me apetecia, me ponia nerviosa, sabía que no estaría  al altura de las circunstancias, yo quería ser la mujer perfecta para un hombre, fiel, leal, sumisa...Hasta eso...

   Mis primeros novios, coincidian en lo mismo, la misma pregunta ¿Eres lesviana?
  Nunca respondí y no porque no lo tuviese claro, no respondo obviedades, que claro, para ellos no las eran.

   A veces me planteaba que pudiera serlo, pero no me veía besandome con una mujer.

  Con 20 años, lo conocí a él, un hombre de verdad, sólo nos veíamos los sábados, charlábamos un rato, nos reíamos mucho, nos abrazábamos y nada más, he de confesar, que un día nos besamos y pensé, ¡¡tierra tragame!! Creo que me acabo de enamorar del hombre equivocado.

lunes, 25 de abril de 2011

ME LLAMO RAQUEL Y FUI PUTA

 Verdaderamente, tuve relaciones sexuales y luego me pagaban por ello...
¿Como se llama eso?
No recuerdo si hubo penetración, mi mente lo ha borrado, pero me sentía sucia, muy sucia y con mucho miedo de que mi familia se enterase, bueno, una parte de ella porque con quien mantenia dicha relación, era de mi familia...
  Siempre el mismo ritual, metidos en su habitación, pestillo echado, comenzaba a tocarme y se sacaba el pena, me hacía que se lo cogiera y todo se desvanece justo ahí, para volver al momento en que cogía una caja puesta en una estanteria, sacaba unas monedas y me las daba, ya entonces, me dormia, tranquilamente, sin pesadillas, era de día, al día siguiente, y los siguientes, cuando más sucia me sentia... A veces, sentía un "asco" en el estómago que no podria describir de otra forma, me sentia vacia...
    Cuando mi madre se ponia enferma, o por otras circunstancias que desconozco, cada vez que pasaba algo, me mandaban a esa casa, quizás a petición de él, no lo sé...
  ¡TENIA 8 AÑOS Y ERA PUTA!